oro, tu me cambiaste por oro

(luego de tres intentos fallidos por subir este post.)
hoy si nos llevamos el oro. CHEILI GONZALES derroto en la final del karate panamericano a la brasileña, consiguiendo así la máxima distinción para guatemala en lo que va del año.
resulta que como siempre es un deporte ignorado el que saca la cara y no nuestro apasionante fútbol.
hasta cuando el gobierno y la entidad privada van a desviar su patrocinio desde la selección de soccer ( me refiero a esta, por que la de futsala esta mejor ) para mandarlo a deportes como el taekwondo, karate, badmington?
por que nadie invierte, (no solo económico, también de promoción) en estos deportes que dan mejores frutos?
R//ningún deporte sirve mejor de somnífero social que el fútbol, si no preguntenle a Videla en Argentina.
bueno felicitaciones a la medallista, si quieren saber mas de la noticia caignale a ElPeriodico.

gracias sabato por ayudarme a entender


He cerrado sus ojos, con fuerza he bajado las persianas del abismo tan solo para irme, para no volver la vista y no quemar más aquello que se revuelca en las cenizas. Sin embargo ella llama, sin embargo ella escribe, cambia mis rosas por globos, inyecta helio en un corazón que ya no quiere creer ni volar.

Creí que cuando se quemo aquella casa, toda ella se alejaría para siempre. Por eso partí para Tierra de Fuego, para no recordarla con odio sino con la ternura de eso que algún día fue lo mejor. Ya no perdería noches trastornado por la niña que vestida de comunión soñaba con murciélagos, el príncipe caminó y fue devorado por el dragón. Te hice el amor con toda la ternura que puede cobijar la inocencia, te encontré luego despierta, me dijiste que me vistiera y que me fuera. Lo recuerdas?

Fue tanto, tus demonios, aquel viejo ciego, aquella hacienda donde te refugiaste, la vez que me encontré en tu cama y te llame puta, desde ahí debería haber entendido que lo nuestro no tenía futuro. Intente hasta donde pude, nuestras almas milenarias solo fueron marcadas por los daños cataclismicos que nos propinamos, nos matamos amor mil veces. Los besos dolieron tanto.

Pero desde el fuego me dices: “aún te quiero, aún me esperas?” justo cuando empiezo a rehacer mi vida, tú me vuelves a hacer la propuesta seductora de destruirla, para qué? para qué?.

Te conocí observando mi cuadro, te conocí sentado en el parque.
Te maté, te incineraste.

Adiós princesa dragón.
Adiós amor ya no gimas mas en mis heridas

rasgando mi intimidad


esta es la primera vez que subo un trabajito mio a la red, eso si no esta completo solo les dejo un extracto, una pequeña diseccion, y bueno a ver que les parece.

noticias ya funciona mi pc


........y pareciera haber un abismo, en la mancha, ahogado en tinta, quijotesco
mil leguas de mierda y polvo, ¡dios mío no hay suspiro!
una llamada sin ternura, un vibrador gimiendo sin pudor

pero,
¿Dónde esta la niña?..................................................................................................................
………………………………………………………………….....maldición no hay ángeles.
solo púberes enfermos mentales, declinando, degenerando
en conejos que destazan leones,
y yo,
yo buscando amor.
tal vez solo quiero una cama, un colchón, algún motivo
esquizofrénico para el desvelo, moral y ético para no pecar.
de causas esta llena la mentira, de razones el olvido.

y tu no existes/y tu cierras los ojos/y tu nunca.

Sueñan las máquinas con el suicidio?



m i e r d a,

ayer me preparaba para el nuevo post,

cuando encontré mi sistema muerto,

mi usuario entonces no responde,

pinche máquina hj d l grn pt.

dos dias extaños )I parte(


Seguramente he pasado uno de los fines de semana más extraños de mi vida he aquí una breve sinopsis de él:

El viernes estaba sentado en lo que antes fuera mi símbolo mas sagrado, las gradas de las canchas de mi colonia. Allí pase demasiadas tardes creo, antes de que cruzará el umbral de la graduación. Pero bueno el asunto es que a eso de las ocho de la noche, acompañado de un bro, charlábamos en dicho lugar. De repente por la lluvia, nos vamos hacia el quiosco cercano. Otro amigo llega y nos saluda. Sospechoso. Lo ignoro y seguimos hablando como si nada. Se marcha. Varias cosas raras, muchas señoras en la calles, el hermano de mi cuate, su mama, su tía. Todo se silencia.
Entra en la colonia un automóvil blanco, frena y se parquea en la cancha. Justo donde habíamos estado hace poco tiempo. Cinco tipos bajan. No son de aquí lo reconozco. Le pego en el hombro a mi bro y le digo que nos larguemos. Caminamos rápidamente, un sonido me hace voltear. Uno de los tipos del carro carga una pistola, desde lejos puedo ver como se la coloca en la cabeza a un chavo de la colonia. Diecinueve años talvez.
No lo mató, lo se por que después lo vi. La verdad es que en cuanto me fije que cargaban el arma lo único que quise fue no ver. Cruzo para mi cuadra, encuentro a mi amigo, el sospechoso. Esta escondido viendo en dirección a las canchas. Le pregunto que en que babosadas anda metido.
Su novia andaba con otro, cuando se entero fue a quebrarle los vidrios al carro del tipo y ni modo ahora se lo venían a tronar (oh mujeres tan divinas). Cuando entro a mi cuadra por la parte trasera, veo que todos ya lo sabían. Todos están afuera. Mi bro no habla. La mama de mi amigo grita, sintiéndose segura de que esta noche matan a su hijo. Intentan meter a mi amigo a la caza de su novia. El no quiere. La familia de ella y de el se culpan mutuamente de lo sucedido. Corremos a casa, cuando estoy a punto de entrar el carro blanco asoma. Nos metemos rápidamente.
Mi familia era la única que no se había enterado. Les cuento todo, como voy pudiendo y la agitación me va dejando. Me gano el sermón de la noche. Le doy buen pretexto a mi madre para justificar sus extremas preocupaciones. La noche pasa y con mi bro, decidimos oír música para echar el relax. Un poquito de Sabina, Versuit, José José, lo que se nos ocurriera. No sonaron disparos. Perdónenme por dar noticias a medias. Solo se que no lo mataron por el ambiente y por que ya me hubiera enterado. A las diez llego la policía. A las diez y media se fue mi bro.
Todo esto es verdad lo juro y es que hoy lunes que me animo a escribirlo todavía sigo sintiendo ese olor a muerte y armas que me abrigo el sábado entero. La historia del sábado hay se las dejo para mañana.